viernes, 4 de septiembre de 2009

PREPARAMOS EL AULA



Hola a todos. Bienvenidos a un nuevo curso.

Espero que hayáis vuelto con fuerzas y ganas de trabajar. Este año nos esperan grandes experiencias que nos permitirán aprender juntos y deseo que estemos todos preparados para adquirir conocimientos y divertirnos a la vez.

A la vuelta del verano, antes de comenzar el colegio, debemos tener en cuenta que los niños necesitan una adaptación a la escuela. No podemos olvidar que han estado casi tres meses con horarios y normas más flexibles, y volver de nuevo en la rutina nos cuesta a todos.

Está en nuestras manos hacerles esta vuelta al cole más agradable. Basta con preparar el aula de lo forma más atractiva que nos sea posible, sin olvidar por ello todo aquello de lo que debemos disponer en una clase de Educación Infantil.

Aunque estoy convencida de que la mayoría de los que seguís normalmente este blog lo que os voy a decir a continuación ya lo sabéis, espero que os sirva para ayudaros y que los que aún no habéis trabajado en infantil cojáis ideas para hacerlo.
Dividiremos nuestra espacio de trabajo en distintos rincones, entre los que no deben faltar los siguientes:

· Rincón de la lectura o biblioteca
· Rincón de la casita
· Rincón de la pizarra y juegos de alfombra
· Rincón de rompecabezas
· Rincón del ordenador
· Rincón de juegos lógico-matemáticos

A estos rincones se añade un lugar donde pondremos todo el material fungible de manera que esté al alcance de los niños, para que sean ellos quienes comiencen a repartirlo, creándoles de esta forma algunas responsabilidades. También contaremos con un sitio donde los alumnos guardarán sus trabajos y, por último, zonas donde realizarán sus actividades.

Para separar los distintos rincones, nos valdremos de muebles que, a su vez, nos servirán para colocar material. Es importante que todo lo que haya en el aula sea útil. Es preferible prescindir de aquello que no nos sirva para nada.

Por último, para señalar estos rincones de juego o lugares de trabajo, podemos hacer unos carteles con el nombre del rincón y algún dibujito que haga referencia a éste, para que los niños lo encuentren con más facilidad mientras van aprendiendo a leer.

Una vez que tengamos la clase bonita y decorada, sólo nos queda empezar con buen ánimo y trabajar con alegría.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada